Mis 20 series favoritas de 2016 (2ª parte)

Aquí sigo, contándote mis series favoritas, que de las que he empezado y acabado temporada en 2016. Puedes encontrar la 1ª parte de la lista aquí.

 

11. Getting On (3ª temporada): una serie cortita de solo 6 episodios por temporada. Cortita pero intensa. Una serie de hospitales que es la anti-Anatomía de Grey. Me río a carcajadas con ella, aunque retratar las sombras de los sistemas sanitarios en general y del sistema sanitario estadounidense en particular no es que tenga demasiada gracia. Es la versión de una serie británica que no he visto y pero está en la lista de curiosidades a buscar. Por cierto, la actriz principal, Laurie Metcalf, es la que encarnaba a la hermana de Roseanne allá por los 80-90. ¿Alguien se acuerda? Creo que a mí ella el marido John Goodman y eran de lo que más me gustaba de la serie. En Getting On está sembrada. Bueno, todos los actores y actrices lo están.

 

12. Guerra y Paz: con semejante novela, podría haber sido una serie larguísima, pero no, lo han dejado en una miniserie de 6 episodios. Una buena adaptación, muy bien ambientada. Chachi.

 

13. Happy Valley (2ª y 3ª temporada): otra serie británica, ambientada en una pequeña ciudad de Yorkshire. Una mujer policía de mediana edad, una muerte trágica, una investigación de asesinato. Y muchos ingleses tomando tazas de té para solucionar sus problemas. Me fascina su actriz protagonista.

 

14. Absuelto (1ª temporada): como escribirían algunos críticos, una serie en la que uno de los protagonistas es el paisaje noruego. Y también un misterio, una historia oculta, hombres de negocios, amores prohibidos y una investigación policial. Y gente muy guapa. Parece ser que está basado en un crimen real, por lo que ha causado cierta polémica en su país de origen.

 

15. The Crown (1ª temporada): es de las últimas que he visto este año. Y ya estoy ansiosa por ver la siguiente temporada. Me ha encantado conocer los entresijos de la monarca de mi país preferido y toda su corte.

 

16. Modern Family (7ª temporada): nunca sé muy bien qué capítulo estoy viendo, ni siquiera por qué temporada voy. Me la voy racionando, capítulo a capítulo, y me la aplico en esos días que necesito reírme y darle pocas vueltas a la cabeza. Y siempre me funciona. Acabo de ver en la Wikipedia que la estrenaron el 2009 y que llevan nada menos que 177 episodios. Impresionante, ¿no?

 

17. The Making of the Mob in Chicago: dudé mucho si verla o no, porque los documentales ficcionados de entrada me echan un poco para atrás. Pero en cada capítulo me iba gustando  cada vez más. Me gusta conocer la historia de esos años y los movimientos de los distintos personajes para alcanzar el poder, aunque me sobra un poco de violencia en ocasiones. Mucha sangre y poco romanticismo, o sea, lo que la mafia ha sido en realidad, no esta edulcoración que estamos acostumbrados a ver en las películas.

 

18. Motive (temporadas 2 y 3): no diría que es una gran serie, pero sí muy entretenida. La típica de “policía-investigando-asesinato”, pero con un punto de partida interesante: desde el primer momento sabemos quién es el asesino, y durante el capítulo se van desvelando los motivos que lo llevaron a ello.

 

19. House of Cards (4ª temporada): casi me olvido de introducir ésta, porque la debí de ver cerca de principios del 2016. Buscando imágenes de la serie para el post encontré la frase “Detrás de cada gran hombre hay una mujer con sangre en sus manos”, que refleja muy bien el personaje de Robin Wright, Claire Underwood. O “Cómo convertir a “la princesa prometida” en la calculadora odiosa primera dama”. Y que conste que por más manipuladores que sean ambos, ambos personajes, marido y mujer, me fascinan.

 

19. Mayor Crimes (4ª temporada): termino esta lista con una de mis series favoritas, temporada tras temporada. Después de tantísimos capítulos (cada temporada tiene 23, y ya van la 5ª, así que echa cuentas) estoy tan familiarizada con sus personajes que cuando se acaba, los echo de menos como si los conociese. Me gusta la cara de póquer de la protagonista cuando debe enfrentarse a una situación complicada. A estas alturas ya casi no me acordaba, pero nació como spin-off de otra estupenda serie con mujer policía jefaza, The Closer, en la que solo cambiaron a la protagonista principal y Mary McDonnell sustituyó a Kyra Sedgwick.

 

Quizás eches en falta algunos títulos en esta lista, pero no, no me gustó Stranger Things. Solo pude con un capítulo de los zombies, o lo que sean, de The Walking Dead. Y sí, he visto todos los capítulos de las 13 temporadas de Anatomía de Grey, pero ahora la tengo medio castigada, por pesados.

Y estos son más artículos relacionados:
Si te ha gustado, me haría muy feliz que lo lanzaras al mundo desde tus redes sociales, usando uno de estos botoncitos 😊 👇